0

El cambiazo

Posted by Stipey on 09:27
Photobucket

Mitch y Dave: ambos eran amigos inseparables de niños y adolescentes, pero se han alejado con el paso de los años. Dave es un abogado enganchado al trabajo, se ha casado y tiene tres hijos; Mitch sigue soltero, un hombre que trabaja a veces y que nunca se ha atado a nada ni a nadie. Mitch cree que Dave lo tiene todo: una preciosa esposa, unos niños que le adoran y un trabajo muy bien pagado en un prestigioso bufete. Dave cree que vivir como Mitch, sin estrés ni presión, sin obligaciones, es un auténtico sueño hecho realidad. Después de compartir una sonada borrachera, los mundos de Mitch y Dave se vuelven del revés cuando se despiertan en el cuerpo del otro. A pesar de verse liberados de la rutina, no tardan en descubrir que la vida del otro no era tan fantástica como parecía. Para complicarlo aún más también está Sabrina, la abogada sexy que trabaja con Dave, y el padre de Mitch.

Podría decir que es una sorpresa, y estaría mintiendo, podría decir que es un soplo de aire fresco en esto de la comedia, y de nuevo volvería a mentir, y es que desde que Kirk Cameron y Dudley Moore intercambiaran mentes en “De tal Astilla tal palo” a Jaime Lee Curtis y la ahora problemática “exniña Disney” (y futura portada de playboy), Lindshay Lohan en “Friky Friday”, los intercambios “mágicos” de mente están a la orden del cine en lo que a cine se refiere.

Y esta película que hoy nos trae no es una excepción, con 2 hombres, un padre de familia algo caótico y un ligón descarado, que intercambian gracias a una “mágica meada” sus mentes, papeles e incluso roles, con todas las filias y fobias que eso conlleva.

Es cierto que la cinta es “cuasi-familiar” con un humor refinado, que aunque incluye alguna curiosa escena subida de tono cualquiera puede entenderla e incluso echarse unas carcajadas (tal vez sean estos sus mejores momentos), pero tan bien es verdad que todo es tan fácil, flojo, e incluso predecible que uno sabe de antemano (e incluso de antebrazo) lo que va a ocurrir al final de la película…

Por otro lado hay que admirar la vis comica tanto de Ryan Reynolds (que ya lo demostró junto a Sandra Bullock en “La proposición”) como de Jason Bateman, uno de esos nombres que paso a paso y película a película empieza a ser uno de los rostros habituales del cine de nuestros días.

En fin, poco más voy a decir que no se haya dicho ya, y poco más puedo añadir que no se haya añadido ya, y es que en este tipo de cine todo se ha visto y todo se ha contado, y desde luego y como ya he dicho, la temática que nos lleva es tan previsible que a nadie sorprende que, a grandes males, grandes remedios y, al final todos acabemos con buena cara y una grácil sonrisota panadera, de oreja a oreja saliendo de la sala de cine a merced de su “happy end”.

Y eso, al menos en la vida real, y por mucho cambio de mente, no es cosa fácil ¿verdad que no?

Dios me libre equivocarme.

Copyright © 2009 El Blog de Stipey All rights reserved. Theme by Laptop Geek. | Bloggerized by FalconHive.