0

The Punisher (Serie de TV)

Posted by Stipey on 12:13
Frank Castle, conocido por las calles de Nueva York como 'el Castigador', busca venganza contra los responsables de la muerte de su familia y, por el camino, destapa una conspiración que va mucho más allá de su vendetta personal. Spin-off de la serie "Daredevil"

Rapida y concisamente, ésta primera temporada del Punisher es genial. Así, sin paliativos. Justo lo que esperamos de The Punisher y mas aun. Jon Bernthal se sale en su papel de Frank Castle. Los demás personajes, tanto aliados como enemigos, funcionan muy bien.

Cambian un poco la historia de origen de Punisher, en la que la muerte de su familia implica tramas ocultas del Gobierno, la CIA y demás asociaciones gubernamentales en lugar de a la mafia como la historia original, pero sinceramente me parece un cambio a mejor y bastante mas interesante para la temporada.

Siendo Marvel, tenia miedo de que hiciesen al Punisher mas light, pero no nos han defraudado y Castle es brutal e imparable como debe serlo.

Yo me he visto la temporada entera entre los dias siguientes a su estreno en Netflix. La trama engancha y quieres seguir viendo mas y mas.

Además, no hace falta ver ninguna de las otras series de Marvel salvo Daredevil quizas, ya que aparece en varios capitulos de la temporada nuestra hermosa Karen Page, la secretaria de Matt Murdock y Foggy Nelson en Daredevil, cosa logica ya que The Punisher tiene mucha importancia en la trama de la Temporada 2 de Daredevil.

He visto todas las series excepto Jessica Jones, que no sé por qué motivo no acabo de cogerle el pulso y tras 2 o 3 episodios acabo abandonando, tal vez sea la historia que menos me llama la atención a pesar de su villano, grandisimo David Tennant como Killgrave.

Si buscas accion a raudales y una trama interesante, acabarás The Punisher en pocos días.

Enlaces a esta entrada
0

Feliz matrimonio

Posted by Stipey on 17:58
Brie se queda destrozada cuando su novio Eddie se marcha a París a vivir indefinidamente. Siete años después, Brie se ha convertido en una prestigiosa ejecutiva que trabaja en un reportaje de bodas en Navidad para una revista de moda.

Simple y entretenida comedia de sobremesa protagonizada por Jessica Lowndes, previsible desde el primer minuto. Aunque bueno, poco se puede esperar de una cinta de sobremesa de cualquier canal televisivo. No podemos pedir peras al olmo. 

Tan entretenida como olvidable. 

Enlaces a esta entrada
0

Feliz día de tu muerte

Posted by Stipey on 13:24
Una joven estudiante universitaria (Jessica Rothe) reconstruye el día de su asesinato reviviendo tanto los detalles cotidianos como su aterrador final hasta intentar descubrir la identidad de su asesino. 

Es de recibo aprovechar el párrafo de introducción de esta review para hablar de una película, que sin rubor alguno se basa Feliz Día de tu Muerte. Es evidentemente Atrapado en el tiempo (1993) dirigida por el recordado Harold Ramis, un día que se repite una y otra vez excepto para su protagonista, un perfecto Bill Murray, que consciente de este bucle hará realidad todo deseo que se le pase por la cabeza sin repercusión alguna. Dudo que haya aquí alguien que no sepa de qué película hablo. En Feliz Día de tu Muerte se mete en el mismo juego añadiendo el elemento slasher, pero sinceramente, no le llega a la suela de los zapatos al clásico de los noventa.

Tree es una universitaria egoísta y mentirosa. Durante el día de su cumpleaños la pobre chica es asesinada por un enmascarado. Cuando todo parecía llegar a su fin Tree vuelve a despertar una y otra vez en el mismo día y siempre acaba muerta. Llega a la conclusión de que debe sobrevivir para poder romper la maldición.

La película es comedia con algunos puntos muy leves de terror, la nueva producción de Blumhouse busca principalmente un público adolescente con los comportamientos que eso conlleva, ¿a qué quiero llegar con esto? Pues que si ya estás en tus treinta para arriba no conectarás con los personajes, pues sus reacciones son, por le general, bastante tontas. Pero no lo digo como punto negativo, es solo para prepararte. Donde sí que veo que se podría haber mejorado bastante es en el tema sangriento, no recuerdo en toda la película una sola escena decente en ese aspecto, se basa totalmente en el desarrollo de la historia y nada en elaborar momentos potentes.

Dirige Christopher Landon, un veterano de esta página, pues ha dirigido Paranormal Activity: Los señalados y Scouts Guide to the Zombie Apocalypse, y escrito varias entregas de Paranormal Activity y Viral, todas ellas en la biblioteca de la web, en términos de dirección con un aire de continuidad respecto a Scouts Guide. Pero quien firma el guion de esta es, sorprendentemente, Scott Lobdell, que aunque ya ha firmado algunos guiones cinematográficos es en el mundo del cómic donde ha marcado una época, responsable de la mejor época de los Xmen y grandes etapas en DC Comics. Todo el protagonismo de la cinta se la lleva Jessica Rothe (The Tribe, Parallels) con un personaje desagradable que produce repulsa al espectador, y como esa era la intención que se quería transmitir al espectador, pues supongo que buen trabajo por la chica, porque lo clava. Quien sí que está brillante es Ruby Modine, que lleva su personaje de pija hasta tal extremo que cada frase dicha por ella es brillante en términos de comedia. Sin duda de lo mejor de la cinta.

Película agradable para pasar el rato sin mayores pretensiones, su ritmo algo alocada y desenfocado es un hándicap importante, pero si dejas tu cerebro tranquilo durante hora y media poco a reprochar tiene esta cinta.

Enlaces a esta entrada
0

Thor: Ragnarok

Posted by Stipey on 13:22
Thor está preso al otro lado del universo sin su poderoso martillo y se enfrenta a una carrera contra el tiempo. Su objetivo es volver a Asgard y parar el Ragnarok porque significaría la destrucción de su planeta natal y el fin de la civilización Asgardiana a manos de una todopoderosa y nueva amenaza, la implacable Hela. Pero, primero deberá sobrevivir a una competición letal de gladiadores que lo enfrentará a su aliado y compañero en los Vengadores, ¡el Increíble Hulk!. 

Este año se cumple el quincuagésimo quinto aniversario de las primeras apariciones de Thor y Hulk, pero también el centenario del nacimiento de Jack Kirby, un creador todoterreno que dio vida a grandísimos universos de ficción a los que Thor Ragnarok les rinde homenaje con una cinta que ha conseguido todo lo que no obtuvo sus antecesoras.

Ver Thor: Ragnarok es el equivalente a disfrutar de la lectura de aquellas miniseries de Marvel donde todo es posible, donde cualquier personaje del Universo Marvel puede aparecer y, debajo del entretenimiento, el humor y el colorido multiverso, hay también sentimientos, alma, que mueven toda la aventura. Eso sí, el sentido del humor, imperante en la mayoría de las películas de Marvel, ve aquí su punto más álgido con un director, Taika Waititi (Lo que hacemos en las sombras), especializado en el cine cómico sui géneris. La mayoría de los chistes, o lo personajes transformados en uno como Korg o Miek, funcionan en muchísimos casos (seguramente mejor en la versión original y no tanto en la doblada). No obstante, para esos fans masoquistas que buscan películas serias, solemnes y severas, esta no es su película. Y lo lamento. Muchos piensan que todo esto es un acercamiento al estilo de Guardianes de la Galaxia y, aunque creo que no es así, si lo fuese, ya sería un acierto, porque Guardianes está entre mis favoritas.

En la tercera película del superhéroe divino del Universo Marvel, Eric Pearson, a partir de la historia de Craig Kyle y Christopher Yost, nos cuenta cómo Thor, tras buscar las Gemas del Infinito, se ha visto asaltado por una serie de pesadillas sobre el fin del mundo que le llevan hasta el monstruoso Surtur, dispuesto a liberar el fin sobre Asgard, alzar al lobo Fenris y recuperar a quien haga falta para la aniquilación. Después de una serie de descubrimientos, Thor es testigo de cómo Loki ha usurpado el trono y deben ir a por un Odín exiliado en la Tierra, que habla del inminente fin y el regreso de su hija primogénita, Hela, la diosa de la muerte. Desde ahí, Thor deberá aprender realmente lo que supone ser un héroe, aunque el Ragnarok no es que esté cerca, es que ya ha comenzado.

Si Thor se enfrenta al Ragnarok, muchos pensamos en la obra del genial Walter Simonson y en el espíritu grave y severo que significa el apocalipsis. No obstante, frente a lo que muchos imaginásemos en un primer momento, Marvel ha optado por otra cosa: hacer un film de aventuras que sí, se alimenta de los cómics de Thor, pero también del Planet Hulk de nuestro Goliat Esmeralda, y todo ello realzado con el espíritu de un film de aventuras, humor y entretenimiento que, irónicamente, frente a la romántica Thor y la transición de Thor. El mundo oscuro parece que ha logrado por fin sintonizar con el personaje y los espectadores, dadas las buenas cifras de recaudación y las notables críticas que ha cosechado.

A menudo se acusa a Marvel Studios de no arriesgar y creo que es una de esas afirmaciones injustas que suelta el fan medio sin darse cuenta de lo difícil que es dar un film de este presupuesto a un director tan especial como Taika Waititi, un hombre que no se queda corto al hacer humor sobre el martillo de Thor o sobre el miembro viril de Hulk, e incluso así, logra dar en el clavo con el film. Puede que no todos los chistes funcionen, pero hay algo de alma debajo de la historia y más allá de golpes, explosiones, chascarrillos y demás, existe la sensación de que estos personajes están vivos y eso es un triunfo hoy, cuando el cine se ve cada vez más hipertrofiado por los efectos especiales y menos por sus tramas y los sentimientos de sus personajes. Puede que muchos se quejen del tono de humor o digan que Marvel nunca arriesgue, pero bueno, siempre hay de todo en los Nueve Reinos (y más allá de estos).

Profundizando en esto, el film no duda en caer incluso en la autoparodia, como se puede ver en esas escenas donde se ríen de El Mundo Oscuro (con Luke Hemsworth como Thor, Matt Damon como Loki y Sam Neill como Odín) o cuando Thor pretende imitar a la Viuda Negra y su control sobre Hulk en la Era de Ultrón, escena de la que se cachondea varias veces, y sigue funcionando porque nos creemos a estos coloridos personajes.

Llegados a la tercera película de Thor, poco esperaba ya de una franquicia con mejores intenciones que, a menudo, ejecución, pero Taika Waititi ha sorprendido al darle el film la sensación de ser muchas cosas sin que en ningún punto llegue a descarrillar.

Para empezar, todo el reparto está fantástico. Para empezar, tenemos a un Chris Hemsworth que está realmente cómodo con su personaje. El director siempre comentaba que Hemsworth tenía una vena cómica que no se había explotado y, en este film, lo hace, porque, ante todo, se nota que es un héroe con alma, a veces algo torpe, siempre valeroso, un buen tipo que no importa que esté de tu lado cuando tiene que salvar el mundo. Y Hemsworth es capaz de sostener a un personaje que lo ha hecho célebre entre los espectadores de todo el mundo, también gracias, por supuesto, a sus apariciones en Los Vengadores y en la Era de Ultrón.

Y, siguiendo el esquema de "no te fíes de mí", tenemos a Tom Hiddleston como Loki y, si ya había conseguido dominar su papel desde anteriores películas, en este caso vuelve a hacerlo con la gracia usual que lo ha convertido en uno de esos personajes que ha hecho del dios del engaño uno de los favoritos de muchos fans (solo hay que escuchar a la gente en el cine, murmurando en sus escenas, sobre un personaje que pese a ser un villano, ha logrado tener el carisma suficiente para ser de los más queridos).

Otro personaje fundamental es Hulk, que logra otra película para él, y donde se corona con más tiempo que en el resto de películas y, aparte, con un tono que le sienta bien al personaje, que va evolucionando poco a poco, como en los cómics. Ya no tenemos al personaje que habla con palabras cultas si acaso. Ahora habla como un crío y, aunque funciona como personaje cómico, nunca llega a ser pesado, pese a lo pasado de vueltas que pueda estar Mark Ruffalo como un Bruce Banner que no sabe qué demonios está pasando con su vida (¿y quién lo sabría en su lugar?).

El film también recupera a otros personajes ya conocidos, aunque sea de un modo breve. Tenemos a Anthony Hopkins que despide su etapa como Odín del Universo Marvel, y a los Tres Guerreros, quizás con dos como Volstagg y Fandral más desaprovechados que un Hogun que brilla en su pequeña escena, mientras que los creadores nos dejan con la duda de qué habrá sido con lady Sif (la actriz estaba demasiado ocupada realizando una serie). Más minutos, por suerte, posee Idris Elba como Heimdall, donde quizás llama la atención por primera vez gracias a que el actor parece que disfruta por primera vez del rodaje. Puede que donde la película chirría más (por culpa de mi vena continuista) es a la hora de recuperar a personajes que se desvanecen demasiado rápido o se mencionan solo en una línea, como el supuesto plantón de Jane Foster a Thor.

Más divertido es el cameo del Doctor Strange de Benedict Cumberbatch, que con un par de momentos, ya no nos deja solo ver que es uno de los personajes más divertidos del Universo Marvel, sino también uno de los más poderosos (véase qué bien trata a Thor y Loki y situemos al personaje como esperanza contra Thanos).

Enlaces a esta entrada
0

La zona (serie)

Posted by Stipey on 14:46
Serie de TV (8 episodios). El inspector Héctor Uría (Eduard Fernández) regresa al servicio tres años después del grave accidente de un reactor nuclear al norte de España como el único superviviente del primer grupo que acudió en socorro de la central. Ahora debe investigar el brutal asesinato de un hombre en la Zona de Exclusión.

En mi opinión es muy buen producto con una ambientación y actuaciones muy logradas.

Aunque esta rodada como una película de 8 horas y nos dan 50 minutos cada semana y eso se hace notar porque el primer capítulo no dice mucho y quizá carezca de ese enganche inicial que todos esperamos de una serie, en mi caso después de ver el crematorio ya sé a qué atenerme aunque esta serie la vi del tiron después de ser emitida y estar los 8 episodios disponibles bajo demanda, ahí está la diferencia, quizá sólo con ver el primer episodio no me hubiese enganchado a ella si tengo que esperar 7 días al segundo episodio.

Por eso creo que o ruedas o editas para atraer y enganchar al público o la cuelgas entera bajo demanda.

Ojalá funcione y sigan invirtiendo en producciones Españolas.

A mí personalmente me ha gustado aunque sea algo lenta y tediosa en algunos momentos.

Enlaces a esta entrada
0

2 guns

Posted by Stipey on 14:44
Un agente de la DEA, Bobby Trench (Denzel Washington), y un oficial de la Inteligencia Naval, Michael Stigman (Mark Wahlberg), consiguen robarle 43 millones de dólares a la mafia. El problema consiste en que en realidad ese dinero no era de la organización criminal, sino de la CIA. Adaptación al cine de una novela gráfica de Steven Grant.

Hay películas que por más críticas que uno lea nunca sabe que es lo que se va a encontrar con ellas, unos la ponen bien otros fatal y al final la ves y sale cualquier cosa.

Eso va más bien referido a películas de “autor”, o de directores omnipresentes, algunas de esas un tanto “particulares” que parece que si luego no te ha gustado es porque eres tonto de capirote. Con 2 guns no hay problema. No hace falta leer nada sobre ella porque con saber que trabaja Denzel ya tienes información necesaria. Denzel es un actor que mide bien sus participaciones y no suele defraudar, verlo es un placer y tendría que ser algo ruinoso que nos fallara tajantemente. Eso lo primero.
Luego está el hecho que después de ver Dolor y dinero, Mark Whalberg es un tipo que aunque le digan a la cara que no cae bien a nadie y le joda a muchos que ande guiñando el ojo a las tías, se ha ganado nuestra simpatía y un rincón preferente en el ánimo de los aficionados.

Evidentemente no puede esperarse una lógica argumental de peso en 2 guns, la acción es lo que tiene, es muy evidente pero eso mismo es su valía cuando las cosas se hacen bien. La mezcla entre poderes estatales, policiales y mafias no te va a llevar aquí por una lógica milimétrica, puede llevarte por el camino del drama, de la brutalidad y de lo que quieras pero no por el de una historia realista u honesta.

Lo exigible es que haya una coherencia en el desarrollo, que los personajes resulten creíbles dentro de la historia y las situaciones deslumbren o al menos queden vistosas. Y en eso 2 guns cumple. El humor es sarcástico del bueno, los personajes tienen sus trazos mejor o peor, con un fondo ligero de historia pero al menos no se quedan en superficiales, y la pareja protagonista se apoya en su desarrollo cómico de comic para ir a avanzando. 2 guns es para ver ese desarrollo, no para llegar a un final que sea esperado o no, sea creíble o no, sea fantasioso o no; es para escuchar a uno y a otro sus vaciles, para ver a los malvados de rigor con sus putadas y para ver a Paula ir y venir.

Luego podrá gustar o no, pero tiene sus chorradas de categoría, sus tonterías y Paula viene y va mientras Bobby y Micki siguen a la gresca entre ellos y a mí me gustan así las cosas porque luego veo que no me confundo si digo que me gusta ni me hago ningún lío y que la gente busque su cine profundo si quiere que será bueno, ojo, que lo es, no digo que no. Por suerte, hay sitio para todo tipo de cine.

Enlaces a esta entrada
0

Dia de patriotas

Posted by Stipey on 10:13
Basada en el atentado de la Maratón de Boston, cuenta la historia del oficial de policía Ed Davis (Mark Wahlberg), que investiga los acontecimientos tras el acto terrorista, ofreciendo una exhaustiva narración de la persecución que se llevó a cabo por toda la ciudad para dar caza a los causantes del atentado. 

El pasado 15 de abril se cumplieron cuatro años del atentado de Boston. En efecto, durante una de las maratones más famosas del mundo, dos bombas caseras estallaron en medio de la ciudad, causando multitud de heridos y tres muertos. De inmediato, los agentes de seguridad del Estado se pusieron manos a la obra para investigar lo ocurrido y localizar así a los culpables, objetivo que cumplieron pocas horas después. Posteriormente, el hecho se resolvió con el fallecimiento de uno de los autores y con el encierro del otro, algo que fue recibido con vítores por todo el pueblo norteamericano. Por esta razón, no es extraño que hoy llegue a nuestras pantallas este título, que homenajea a los héroes que intervinieron en esta hazaña y que rinde tributo a los que perecieron en ella.

Respecto del argumento, poco se puede añadir a lo que ya sabemos. El largometraje cuenta la historia del oficial de policía Ed David (Mark Wahlberg), que investiga los acontecimientos citados arriba. Pero lo hace de manera exhaustiva, ofreciéndole al espectador un documental preciso más que una dramatización cinematográfica. De este modo, se suma a otras películas del género que siguieron su mismo derrotero, como "World Trade Center" (Oliver Stone, 2006), "La noche más oscura (Zero Dark Thirty)" (Kathryn Bigelow, 2012) o las recientes "Snowden" (Oliver Stone, 2016) y "Sully" (Clint Eastwood, 2016). Ciertamente, el propósito de estas cintas consistía en relatar los hechos tal y como sucedieron, alejándose en lo posible de su interpretación, con el fin de divulgar la estricta verdad entre el público.

Por supuesto, esta intención solo es comprendida desde la óptica norteamericana. Así, la industria hollywoodense siempre se ha sentido responsable del espectador, por lo que ha entendido que debe ofrecerle un tipo de cine que le ayude a enorgullecerse de su país (indudablemente, hablamos acerca del grueso de la industria, no de los títulos menores, que pueden ser más críticos con el sistema). Para ello, nunca ha dudado en presentarle personajes anónimos que han luchado por la libertad y el bienestar de su pueblo, como podrían ser sus propios vecinos, con el fin de hacerle ver que él mismo podría convertirse en héroe. Sin duda, esta es la idea que fundamenta las dos cintas de Oliver Stone, que muestran, respectivamente, la biografía de un hombre que vela por la independencia de los suyos y las gestas que sucedieron tras el atentado de las Torres Gemelas; la película de Bigelow, que narra la captura del autor de este último, empeñado en destruir el sistema de vida occidental, y el largometraje de Eastwood, que presenta a un piloto de avión cualquiera enfrentándose y superando una prueba complicada.

En España, difícilmente hallaremos un título de estas características. Así, pese a las proezas diarias que todos conocemos, nunca el cine patrio verá la necesidad de reflejarlas en la pantalla grande. Por supuesto, ello se debe al acomplejado esnobismo que padece, pues considera que el arte que él representa está por encima de cualquier gesto patriótico; o que este es un reminiscente franquista que ya no tiene lugar en nuestro tiempo. Sin embargo, no se percata de que lo que ha hecho poderoso a Estados Unidos ha sido precisamente el elogio a sus héroes, el recuerdo de su historia y el enorgullecimiento de sus signos; ni de que, a pesar del chovinismo del que acusa a este último, dicho sentimiento ha permitido que continúe abogando por la libertad y el bienestar de todos sus ciudadanos.

Por este motivo, considero que "Día de patriotas" (Peter Berg, 2016) es un film excelente, que no debería pasar desapercibido para nadie. No se trata de una simple narración de los hechos que conmovieron a Estados Unidos en 2013, sino también de un vivo retrato del orgullo que siente el pueblo norteamericano por sus héroes. Y es por último un ejemplo de lo que el cine español debería producir para sus espectadores.


Enlaces a esta entrada

Copyright © 2009 El Blog de Stipey All rights reserved. Theme by Laptop Geek. | Bloggerized by FalconHive.